50 Sombras más oscuras: ¿Qué echamos de menos en la primera entrega?

Escrito por

Analizamos en melty lo que nos gustaría ver en ’50 sombras más oscuras’ y que no encontramos en ’50 sombras de Grey’, que recibió una pésima valoración por parte de la crítica.

El 10 de febrero de 2017 se estrenará ’50 sombras más oscuras’ y en melty queremos analizar lo que nos gustaría ver en esta segunda entrega y que tanto echamos de menos en la primera. Es innegable que la cinta dirigida por Sam Taylor-Johnson tiene importantes carencias, lo que se refleja en la votación que recibe de la web cinematográfica FilmAffinity: un 3,7 tras las votaciones de casi 11.000 usuarios. Sin embargo, independientemente de la calidad del film, su éxito en taquilla está más que garantizado, pues la franquicia cuenta con una legión de fans que quedaros prendadas de las novelas de E.L. James y que no dudarán a la hora de volver a comprar su boleto en 2017.

’50 sombras de Grey’ hizo el intento de mostrarnos un mundo desconocido para el gran público como es el del sadomasoquismo. Sin embargo, no supo ir más allá de las fustas y el cuero, de la superficialidad de los desnudos. A pesar de que las escenas de sexo apenas ocupan 14 minutos del metraje total (11%), en el ambiente de la película se respira constantemente la inminencia de un desnudo o de una escena subida de tono, lo que despista al espectador de la trama principal que tendría que ahondar en la relación entre los dos personajes. Esta relación está contaminada por la existencia de un contrato entre amo y sumisa que impide la evolución de unos personajes excesivamente centrados en la redacción del mismo, con sus cláusulas y son apéndices.

Mrs. Robinson es un personaje interesante, aunque no llega a salir en ’50 sombras de Grey’. Su figura existe como justificación a las miserias del protagonista y, a pesar de ser excesivamente tópico, esperamos que en la segunda entrega nos ayude a entender un poco más al atractivo multimillonario encarnado por Jamie Dornan. El actor irlandés natural de la localidad de Hollywood ha sido el que peores críticas ha recibido. Su escaso dinamismo en pantalla y su falta de sintonía con su coprotagonista echaron por tierra un interesante papel. Esto contrasta con el buen hacer de Dakota Johnson, que fue la mejor noticia de la producción de Universal. La joven estadounidense de veinticinco años supo aportar ese toque de ternura e ingenuidad a su personaje que la crítica ha sabido apreciar.

Por tanto, ’50 sombras más oscuras’ debería inmiscuirse más en la relación de los dos jóvenes, más allá de la banalidad del sadomasoquismo y las esposas de sex shop. El punto de inflexión que supone el final de la primera película es perfecto para empezar de nuevo con una trama más creíble y sólida. ¿Por qué se ha enamorado Anastasia de Christian? Queremos saberlo, ya que no nos quedó claro con la primera entrega. ¿Se trata solo de un capricho adolescente? Ahora Christian deberá pelear por ella y debería ofrecer al espectador esos motivos que necesita para creerse una relación que hasta ahora ha mostrado mucho continente y muy poco contenido. ¿Qué crees tú que faltó en la primera entrega?