Homeland temporada 4: episodio 9, el verdadero y terrible plan de Haqqani

Escrito por

‘There's Something Else Going On’, el episodio de Homeland emitido este domingo, nos mostró las verdaderas intenciones del terrorista paquistaní, al igual que nos dejó grandes dudas con respecto al futuro de los personajes de la serie.

Homeland empieza a parecerse peligrosamente a Juego de Tronos, una serie en la que la supervivencia de ninguno de sus personajes puede darse por sentada. Si pensábamos que con el episodio 8 de esta temporada 4 de Homeland emitido hace una semana habíamos presenciado el momento más tenso y dramático hasta la fecha, es porque todavía no habíamos asistido a la entrega emitida este pasado domingo. Y es que así es la cuarta temporada de esta aclamada ficción protagonizada por Claire Danes, cada nuevo capítulo te deja con la sensación de que el próximo no podrá superarlo pero al final sí que lo consigue y con creces. Si no has visto este noveno episodio, en melty.es te avisamos de la presencia de spoilers importantes a continuación.

La vida de Saul estaba en juego en esta nueva entrega de la temporada 4 de Homeland. Tras haber escapado de sus captores, el ex director de la CIA fue de nuevo atrapado por Haqqani, quien terminaría utilizándolo como moneda de cambio para liberar a varios de sus hombres apresados por los estadounidenses. Estaba previsto que el intercambio se produjera en un hangar cercano a Islamabad, con una planificación que no convencía del todo a Carrie. Y es que como bien anunciaba el título de este capítulo, ‘There's Something Else Going On’, había algo extraño en este canje de prisioneros que inquietaba a la jefa de estación de la CIA. Fue entonces cuando volvimos a vivir otro de esos momentos que hacen que la tensión y el nerviosismo se apoderen de tu cuerpo, y todo gracias a Carrie Mathison.

Con la CIA en un extremo del hangar y la inteligencia paquistaní en el otro extremo, los prisioneros se preparaban para cambiar de bando. Pero como intuíamos, la situación no iba a desarrollarse sin ningún sobresalto. Y es que Saul no estaba dispuesto a sobrevivir a cambio de liberar a los terroristas, por ello se plantó en mitad de la pista dispuesto a sacrificar su vida para evitar este canje. Una decisión que sorprendió a todos excepto a Carrie, quien llena de valor y sin dudar un instante acudió al auxilio de su mentor para convencerle de que su sacrificio no valdría para nada. Largamente entrenada para salir airosa de este tipo de situaciones, la agente de la CIA consiguió que Saul recapacitara y cambiara de opinión; sin embargo, lo que Carrie no esperaba era lo que vendría después.

Una vez llevado a cabo con éxito el canje de prisioneros, Carrie, Saul y compañía se dirigieron hacia la embajada de los Estados Unidos en Islamabad sin saber que instantes antes de llegar allí sus coches saltarían por los aires en una tremenda explosión, dejando en mitad de la calle un amasijo de hierros y fuego, y sin rastro de ninguno de ellos. Al mismo tiempo que esto sucedía, Dennis Boyd, arrestado por pasar información clasificada y por traición, confesaba a su mujer el secreto que le había proporcionado a Tasneem, que no era otro que el lugar por el que Carrie entraba y salía libremente en la embajada. En ese momento comprendimos que el plan de Haqqani en Homeland llegaba mucho más allá de recuperar a sus hombres, pues con el ataque al convoy americano, la práctica totalidad de los marines abandonaron la embajada para auxiliar a los heridos, dejando el edificio sin vigilancia, momento que el terrorista aprovechó para colarse sigilosamente junto a sus hombres por el escondite de Carrie en el corazón de los Estados Unidos en Paquistán. ¿Crees que todos han muerto?