Kaley Cuoco: las fotos de su accidente de coche

Escrito por

Kaley Cuoco golpea por detrás a un coche en un accidente que no lamenta ningún herido pero que ha llamado mucho la atención por la reacción del conductor que recibe el impacto.

En melty no sabemos si Kaley Cuoco estaba pensando en su supuesto nuevo novio o simplemente se distrajo por el radiante sol californiano, pero a punto ha estado la actriz de The Big Bang Theory de darnos un susto mayúsculo con un accidente de carretera que por suerte ha terminado en consenso entre los dos afectados. En las fotos que han publicado los paparazzi que perseguían a la americana en ese momento se puede apreciar que el señor que recibe el golpe en su Mercedes por parte del Range Rover de la cómica no parece reaccionar de forma violenta a pesar de que él es la víctima del impacto. Tampoco pensamos que haya disfrutado este suceso, pero está claro que si algún día tenemos un accidente menor con el coche, también preferimos que sea con una estrella de la televisión. En las imágenes podemos ver cómo Cuoco habla con su vecino de la ciudad de Los Ángeles mientras ambos sujetan sus teléfonos móviles y parecen llegar a un consenso a la hora de firmar el parte. Pero hay un detalle que nos ha llamado la atención especialmente y que podría ser el origen del accidente.

Sinceramente, preferimos ver a Kaley Cuoco en simpáticos vídeos como el que grabó con su perro Norman hace unos días, ya que no nos gusta ver cómo las estrellas de Hollywood van estrellando sus vehículos por la ciudad de Los Ángeles, sobre todo cuando finalmente se descubre que dan positivo en la prueba de alcoholemia. No creemos que sea el caso de Kaley Cuoco, que por su postura y gesto parece más bien preocupada por las consecuencias de haberse acercado demasiado al Mercedes de un conocido. Sin embargo, el caballero de la camisa de cuadros parece percatarse de un detalle en las imágenes que puede tener mucho que ver con la incapacidad de la actriz a la hora de frenar a tiempo antes de estamparse con el coche. Su mirada nos lleva a las chanclas de la americana, un calzado muy poco adecuado para la conducción que suele propiciar que nuestros pies se atasquen y no seamos capaces de llegar a los pedales a tiempo. Por suerte parece que no tenemos que lamentar heridos, pero este suceso nos ha enseñado que es importante llevar zapatos cerrados para garantizarnos una conducción segura. ¿Alguna vez has conducido con chanclas?