Making a murderer: ¿Steven Avery será puesto en libertad por esta coartada de su abogada?

Escrito por

Kathleen Zellner, la abogada de Avery, continúa trabajando en una coartada de su cliente: registros telefónicos y una persona que utilizó identificación falsa para colarse en el registro policial del desguace.

Las realizadoras del prestigioso documental de Netflix, Laura Ricciardi y Moira Demos siguen trabajando en la investigación del polémico caso de Steven Avery. El protagonista de Making a murderer fue condenado a cadena perpetua tras ser declarado culpable del asesinato de Teresa Halbach en 2005. Decimos polémico porque este documental ha dividido a los espectadores en dos grupos: los que consideran a Avery culpable, y por tanto ven esta docuserie de Netflix como una ofensa, y los que lo ven como inocente y ponen el grito en el cielo por la injusticia. Pues bien, mientras las realizadoras continúan filmando horas y horas de investigación, los abogados siguen en marcha. ¿Podríamos ver en la temporada 2 de Making a Murderer si Steven Avery sale en libertad? Por el momento, la abogada del protagonista, Kathleen Zellner, especializada en casos de condena injusta, asegura tener coartada para Steven Avery la tarde que Teresa Halbach fue asesinada. La letrada utilizó su cuenta personal de Twitter para informar de su investigación.

En ella, Zellner apunta a que una persona desconocida merodeaba por la propiedad de Avery mientras la policía buscaba el cuerpo de la fallecida en 2005. Así como también afirma, que tiene registros telefónicos que demuestran que la Halbach dejó la propiedad de los Avery después de realizar las fotografías a la camioneta que Steven le había encargado para ponerla a la venta. Posteriormente, el cuerpo de Teresa fue encontrado en esa misma propiedad. ¿Quién lo puso allí?¿Realmente fue Steven quien la mató? La abogada apunta a que estas revelaciones podrían ser clave para encontrar al culpable del presunto asesinato en el que se ha visto envuelto Steven Avery y que Netflix nos cuenta con detalle en Making a murderer. Zellner insiste en que alguien habría dejado pruebas en el desguace de los Avery y en la casa de Steven, mientras realizaban el registro el día 5 de noviembre de 2005. “Si Kathleen Zellner puede llegar al fondo del asunto y demostrar que alguien utilizó una identificación falsa para entrar durante el registro, podría desenmascarar el caso”, asegura el diario The Mirror en un artículo sobre Making a murderer. ¿Crees que Steven Avery podrá demostrar si es inocente?