Metal Gear Solid 5: ¿Qué pasaría si Solid Snake estuviera en Call of Duty? 

Escrito por

El protagonista de la saga Metal Gear Solid es uno de los asesinos más metódicos y sigilosos de la historia de los videojuegos. Desde melty nos preguntamos qué pasaría si Solid Snake apareciera en un Call of Duty.

Silencio por favor. Esa sería una de las frases favoritas de Solid Snake. Un soldado atípico, especializado en la infiltración, como ya nos mostraron en la demo de Metal Gear Solid 5 con las distintas formas de abarcar las misiones. Snake actúa de la siguiente manera : Entrar sin dejar rastro, cumplir su objetivo y salir con el mismo sigilo con el que ha entrado. Algo así como cuando entras a la cocina a por galletas horas antes de la cena evitando que tu madre te descubra. Snake es un hombre paciente, que medita hasta la extenuación cada paso que se propone a dar. Es todo lo contrario a personajes como el general Sheperd o Woods de Call of Duty, mucho más proclives a la acción y a llevarse por delante todo lo que se encuentren. ¿Recordáis las broncas qué le echaban a Snake por pararse a fumar en medio de una misión en el Metal Gear Solid 2 ? Mirad que moralina le espetaban y la reacción que tenía él ante estos discursos.

Pero ¿cómo actuaría Solid Snake en el próximo Call of Duty Black Ops 3? La cosa sería algo así: Nuestro héroe creado por Hideo Kojima estaría agazapado entre la maleza mientras resto de su batallón gritaría y dispararía sin parar. "¡Snake ! ¡Snake ! Dispara al de las tres en punto…" mientras Snake, fumándose un pitillo, observaría los movimientos de los soldados enemigos. Contaría los pasos que dan cada vez que decidieran variar su posición. Mediría la cantidad de balas que disparan cada vez que aprietan el gatillo e incluso se aprendería el nombre de los soldados a los que tuviera que eliminar por si necesitara en algún momento despistarles de sus quehaceres llamándoles por su nombre de pila. Mientras Solid analiza toda la situación el resto de sus compañeros habrían ido, superado el objetivo, (algunos con trofeo incluido) y volverían a por 'el compañero raro' que les ha tocado en esta ocasión. "Este tío no nos ayuda nada, sólo fuma, mira y planea como atacar, pero siempre llega tarde", comentaría Sheperd después de conseguir el objetivo. Snake no se inmutaría, su personalidad le impide cambiar sus principios y por mucha presión que tenga a su alrededor él seguiría con su plan establecido. En este gameplay de Metal Gear Solid 5 os podéis hacer una idea de lo que os contamos.

Llegar a ver un crossover así sería algo casi imposible. Pero nos encantaría descubrir cómo reaccionaría este personaje en un título 100% de acción. Con la más que probable salida de Kojima de Konami, quién sabe si en próximas entregas de esta saga nos sorprenderán variando el estilo del juego acercándolo más a un shooter en primera persona. En la industria de los videojuegos se ha visto de todo así que nunca digamos nunca. ¿Os gustaría un Metal Gear al estilo Call of Duty?