Naufragio en Corea del Sur: errores que causaron el hundimiento del ferry

Escrito por

¿Qué ocurrió exactamente ? ¿Podría haberse evitado ? Ocho días después del naufragio del ferry en Corea del Sur la situación continúa siendo crítica, siendo 152 los viajeros que continúan desaparecidos. En melty.es analizamos los principales errores cometidos que fueron causa del hundimiento del Sewol.

Una semana después del trágico accidente, la cifra de fallecidos asciende a 150, y la esperanza de encontrar algún superviviente se desvanece a medida que pasan los días, sumando en total la cifra de más de 300 muertos o desaparecidos. Según ha sabido la redacción de melty.es, los buzos del equipo de rescate lograron en el día de ayer recuperar 29 cadáveres dentro del interior de la nave. Sin embargo, la espera de los familiares de las víctimas se hace eterna, y parece que ninguna actuación es suficiente para recuperar al menos, el cuerpo de sus hijos, hermanos, padres o amigos. Pero, ¿qué ocurrió exactamente ? ¿Podría haberse evitado este trágico incidente ? Tal y como os contamos, parece ser que en el momento del naufragio en Corea del Sur el capitán huyó del barco.

Más noticias sobre Naufragio en Corea del SurNaufragio en Corea del Sur: 290 pasajeros aún desaparecidos

Todo apunta a que el hundimiento del Sewol, que se dirigía el pasado miércoles 16 de abril a la isla de Jeju, en Corea del Sur, se produjo debido a una serie de errores técnicos y humanos que, probablemente, podrían haberse ahorrado. "¿Dónde estaba el capitán ? " Se preguntan sobre todo los familiares de las víctimas, y es que Lee Jun-seok no se encontraba en el puesto de mando cuando el buque comenzó a escorarse. Las autoridades surcoreanas han emitido órdenes de detener al capitán del ferry y sus dos tripulantes, que además no hicieron caso de las medidas de evacuación que debían tomar. "No siguió las órdenes de evacuación de los controladores y se escapó antes que los demás", declaraba la presidenta de Corea del Sur, Park Geun-Hye. La megafonía del Sewol mandaba quedarse quietos a los pasajeros mientras el barco se escoraba cada vez más rápido hacia uno de sus lados. Es por esta razón por la que más de 300 personas quedaron atrapadas en el interior de la nave.

Por su parte, Lee pidió disculpas públicamente después de su arresto, argumentando que decidió esperar media hora para la evacuación porque "la corriente era demasiado fuerte y el agua estaba muy fría", explicaba. El tercer error evidente de esta catástrofe es de carácter técnico. Debido a la ausencia del capitán en el puesto de mando, el tercer oficial presente en el momento del accidente se vio obligado a cambiar el rumbo del Sewol, originando un brusco giro en una zona de muchas islas y arrecifes submarinos. Además, en las últimas investigaciones se está barajando la posibilidad de que la nave viajara a una velocidad más alta de lo permitido, hecho este que sin duda hubiera sido otro error determinante en el accidente ocurrido.

Convirtiéndose en una de las mayores tragedias humanas de la historia de Corea del Sur, como suele ocurrir a menudo en este tipo de accidentes los unos le echan la culpa a los otros. Los familiares de las víctimas que aguardan en varios centros deportivos que se han habilitado, desconfían cada vez más del Gobierno, quienes consideran "tardó demasiado en organizar las tareas de rescate". Por su parte, las autoridades de Corea del Sur no levantan la vista del capitán, al que determinan máximo responsable de lo ocurrido, mientras que la tripulación se excusa con el estado técnico en el que se encontraba la nave. Errores que se convierten en causas, o causas que propiciaron errores que, ocho días después, se ha llevado por delante 150 vidas. Y probablemente, se lleve otro centenar más.