Quiero ser monja: ¿Ha sido el colmo de los programas de docurrealidad?

Escrito por

El programa fue criticado antes de tiempo por el tema que iba a tratar pero, ¿ha sido para tanto? ¿Han callado bocas? ¿Han respetado a la religión y a las congregaciones?

Pero, ¿cómo es posible? Se llegaron a preguntar muchos cuando Mediaset dio luz verde a uno de sus últimos docurrealities, adaptación del formato estadounidense ‘The Sisterhood: Becomings nuns’, mientras se echaban las manos a la cabeza. Juleysi, Paloma, Fernanda, Janet y Jaqui se presentaron a Quiero ser monja cargadas de dudas mientras que algunos espectadores mostraban su desconcierto, aunque muchos otros ponían en duda la veracidad de este programa. Pero lo cierto es que el formato producido por Warner Bros ha callado muchas bocas pues lo primero que preocupaba a los espectadores era el respeto con el que se habían llevado a cabo las grabaciones en las distintas congregaciones. Éste primó por encima de todo y si bien se mostraron algunas que otras polémicas, fruto de la convivencia entre cinco jóvenes (nada fuera de lo normal) todo fue tratado con mimo, el cual se reflejó a través de la pantalla. Pero, ¿ha servido de algo esta experiencia? ¿Eran realmente las chicas devotas? ¡Sigue leyendo!

Se puso en tela de juicio el casting de Quiero ser monja, pues se dudó de que las chicas se estuvieran realmente planteando eso de entregarle su vida a Dios. Pero lo cierto es que, si ya nos sorprendió la elección final de las participantes de Quiero ser monja, una información en exclusiva del portal vertele nos revela que actualmente las chicas siguen siendo fieles a sus decisiones. Mientras que Fernanda ha iniciado el discernimiento vocacional dentro de una de las congregaciones que participaron en el programa (este es el primer paso que sigue toda novicia), Paloma sigue queriendo encaminar su labor hacia las misiones, pero cuando acabe sus estudios universitarios. Por su parte, Juleysi, que decidió permanecer al lado de su novio, pasará un tiempo este verano con las Hermanas Justinianas, ¡en clausura! Mientras tanto que Jaqui y Janet están más alejadas de la formación religiosa, aunque agradecen haber vivido una experiencia espiritual inolvidable. ¿Te ha gustado el nuevo programa de Cuatro?