Top Chef tercera temporada: Oriol termina con la paciencia de sus compañeros y Álex se marcha

Escrito por

Top Chef ofreció anoche un programa en el que Oriol volvió a desesperar a sus compañeros y Álex fue quien terminó recogiendo sus cuchillos tras la última oportunidad.

Como te contábamos en el avance de Top Chef, Oriol consiguió una semana más deshacerse de un rival, fiel a su estilo de free style cooking, que empieza a desesperar a los demás compañeros. Quizás influenciados porque se trataba de una noche de Champions, el programa comenzó con la prueba de inmunidad con el solomillo como protagonista, en la que los concursantes que peor lo hicieran iban a ver como los jueces, Alberto, Susi y Paco, tal y como si fueran árbitros, le sacaban una tarjeta roja y les quitaban la posibilidad de ser inmunes. Finalmente fue Marcel quien consiguió el preciado brazalete que le aseguraba una semana en Top Chef.

Top Chef tercera temporada: Oriol termina con la paciencia de sus compañeros y Álex se marcha

Tras la prueba de inmunidad, llegaba el momento de la prueba por equipos que en el programa de ayer era muy especial y muy relacionada con el mundo del deporte. El programa culinario se trasladó hasta el Centro Deportivo del Ejército del Aire 'La Dehesa' para enfrentarse a un reto de cocina por relevos en el que la pasta era la reina. Se dividieron en dos equipos, uno de ellos formado por Oriol, Mari Paz, Alejandro y Luca; y el otro por Montse, Álex, Sergio y Marcel. Tras la guerra de restaurantes que se vivió en Top Chef, el ambiente está muy caldeado y la tensión se palpa en el ambiente, especialmente contra Oriol, del que incluso no se fiaban los propios miembros de su equipo. Presenciando la dura competición y probando los platos se encontraban grandes deportistas como Almudena Cid, Amaya Valdemoro, Mónica Sáez, Ona Carbonell, Pol Espargaró, Aritz Aranburu y Reyes Estévez.

Top Chef tercera temporada: Oriol termina con la paciencia de sus compañeros y Álex se marcha

Finalmente, el equipo se fue directo a la última oportunidad tras esta compleja prueba que requería de mucha complicidad entre los miembros del equipo, fue el equipo naranja en el que se encontraban Montse, Álex, Sergio y Marcel, cuyo plato según Chicote tenía "una pasta más dura que la coraza de Iron Man". Marcel, al ser inmune, se libró de la última oportunidad, a la que tuvieron que enfrentarse sus tres compañeros. Una prueba complicada en la que la imaginación era la clave y que llevó a Álex a recoger sus cuchillos y decir adiós a Top Chef. El programa de Antena 3 de ayer consiguió reunir a 1.967.000 espectadores y el 12,5% de cuota de pantalla, siendo la segunda opción de la noche. ¿Qué te pareció el programa?