Un príncipe para 3 princesas: guerra entre Ramiro y los príncipes de Marta, Yiya molesta con Borja y Rym dudosa

Escrito por

Las Olimpiadas Palaciegas han puesto a tono a todos los príncipes, sobre todo desde que han aprendido a decir el nombre que no eran capaces de pronunciar. ¡Vaya programa!

El reino de las tres coronas está muy revuelto. Rym estaba muy triste, se sentía muy mal porque la semana pasada se marchó Diego, el bombero que la tenía completamente enamorada, pero con la ayuda de su asesor todo se vuelve menos negro. Yiya tenía que solventar el enfado de Juan Carlos, que se sintió mal cuando se vio en medio de la discusión de ella y Borja. ¡Disculpas aceptadas! Y Marta y Ramiro continúan en el pueblo de ella en su particular camino hacia el amor en Un príncipe para 3 princesas. Los dos no paran de dar vueltas por Los Molares conociendo a todo el mundo, incluso a la abuela de ella. Esa ha sido la situación de partida para las Olimpiadas Palaciegas. Los conquistadores se han puesto manos a la obra, se han tomado muy en serio el ejercicio al que se iban a enfrentar y querían estar listos: comida, ropa...

Preparados. Listos. Ya. Los de Rym han elegido el baloncesto para esperar a su princesa. Alfredo no se sentía muy cómodo con ese deporte. David, el navarro le ha demostrado lo fuerte que estaba haciendo flexiones con ella encima. El equipo de Yiya también se sentía muy motivado, bien físicamente y dispuestos a darlos todo con el entrenamiento que ella les hacía. Sin embargo, los de Marta no se sentían demasiado bien porque mientras ellos estaban allí, ella estaba con Ramiro en su pueblo, lo que ha dejado del todo claro que el intercambio de reinos pasó factura a los príncipes de 'Un príncipe para 3 princesas'.

Por fin Marta ha regresado del pueblo a 'Un príncipe para 3 princesas' y junto a ella Ramiro, algo que no esperaban sus conquistadores. La cara que se les ha quedado al verle aparecer ha sido para enmarcar. La guerra ha estallado entre Ramiro y el resto de conquistadores de Marta. Además, querían explicaciones de lo que ha ocurrido, unas explicaciones que también le ha exigido Yiya a Borja sobre las supuestas conversaciones con su exnovia. La sangre no ha llegado al río en ninguno de los dos casos. Y así, han arrancado esos particulares juegos olímpicos en los que han ganado todos y han acabado todos como amigos. El premio ha sido un viaje para cada equipo: París, Barcelona y "al interior de uno mismo". Eso sí la bomba ha llegado al final: Ramiro se tiene que marchar. ¿Qué te ha parecido el programa?